A mediados de octubre, se estrenó el programa La matemática del espejo, en La 2. Su nombre recuerda a la canción homónima de Luis Eduardo Aute. Con Carlos del Amor como director y presentador, este programa recupera el formato de la entrevista en profundidad, un formato cada vez más olvidado por las diferentes cadenas de televisión. En palabras de Carlos del Amor, La matemática del espejo tiene como objetivo «huir del ruido y resolver las incógnitas de los invitados mediante la palabra». Y eso también es hacer televisión.

Cada jueves a las 11 de la noche, se emitía una nueva entrega en La 2, de TVE. En total, diez entrevistas a diferentes personalidades del mundo de la cultura, el deporte, el cine y la música, entre otros. No solo se ahonda en la carrera profesional del entrevistado, sino también en su faceta más personal e íntima. De esta manera, se descubre no solo al personaje, sino también a la persona que se esconde tras él.

Peña y Martín (casi) al descubierto

La matemática del espejo dio el pistoletazo de salida con Candela Peña, actriz galardonada con tres premios Goya. En esta entrevista se descubrieron algunos anécdotas y aspectos curiosos de la vida de la catalana, como que, en realidad, no se llama Candela, sino Pilar, o para sus conocidos, Pili la del Frankfurt, o que le diseñó unos zapatos a la reina Sofía. La actriz no tiene pelos en la lengua al afirmar que tener un Goya no garantiza trabajar y que es una profesión muy dura, pues lograr una estabilidad económica es realmente complicado. Lleva un año sin que el teléfono suene y nunca ha sido la primera opción para nadie en ningún casting.

Dani Martín fue el tercer invitado. El cantante, que celebra ahora 20 años en la música, reconoce que El Canto del Loco fue uno de los charcos más bonitos en los que se ha metido en su vida. Nunca ha sido buen estudiante y pensaba que había logrado madurar cuando escribió 16 añitos, pero su pareja de aquel momento, Patricia Conde, puede corroborar que no era así. Dani Martín no tiene pudor al confesar su miedo al compromiso o que no le importaría ser padre. También habla de la pérdida de su hermana, a la que le dedicó la canción Como te gustaría contarte, y de su afición por el Atlético de Madrid.

Palomo Spain fiel a sus raíces

Carlos del Amor se traslada a Posadas (Córdoba), pueblo natal de Alejandro Gómez Palomo, más conocido como Palomo Spain. Es un antiguo cortijo de Posadas donde el diseñador tiene instalado su taller y su casa. En ese pequeño pueblo, se cosen los vestidos con los que acaban triunfando artistas internacionales de la talla de Madonna o Beyoncé. El miembro del jurado de Maestros de la Costura (TVE, 2018) siempre había soñado con ser diseñador de moda. Buen ejemplo de ello es un cuaderno lleno de diseños que dibujó cuando era un niño.

El niño que vestía Barbies de pequeño conquistó las grandes pasarelas de París o Nueva York. A uno de esos after-party se les llegó a unir la hija de Obama. Palomo Spain ha contado desde siempre con el apoyo de sus padres, quienes no dudaron en hipotecarse para que su hijo pudiera llegar hasta lo más alto.

Bayona y Sacristán: el séptimo arte personificado

Juan Antonio Bayona es probablemente uno de los mejores directores españoles. Alcanzó la gloria con El orfanato (2008), y después ha dirigido otros taquillazos como Lo imposible (2012) o Un monstruo viene a verme (2016). Bayona cuenta a Carlos del Amor que estuvo a punto de estudiar periodismo y esa fue su forma de acercarse a Guillermo del Toro para que le ayudara en su primera película: fingiendo ser periodista.

Bayona recibe en el programa una llamada muy especial: la de María Belón, superviviente del terremoto del Océano Índico de 2004 y cuya historia real se recrea en Lo imposible. Ambos recuerdan cómo Bayona se puso en contacto con Belón y en cómo esta estuvo presente en el proceso de guion y rodaje del filme.

El programa termina temporada con José Sacristán, Premio Nacional de Cinematografía 2021. En esta ocasión, la entrevista tiene lugar en los almacenes de atrezzo de Televisión Española, que le traen muy buenos recuerdos al entrevistado, pues han sido cómplices de buena parte de su larga carrera profesional. Los ajos de Chinchón, su ciudad natal, serán también protagonistas de esta entrega, que pone el broche de cierre a la primera temporada de La matemática del espejo.

+ posts

Creo que no es casualidad que haya nacido y crecido en una ciudad que se llama igual que uno de los grandes poetas de la historia: Lorca. Lorqui(a)na de corazón y estudiando Periodismo y Humanidades en Madrid, siempre me ha interesado todo lo relacionado con el mundo de las letras, en especial, el arte y la literatura.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *